Descargas

La oposición fuerza que la Comisión de Urbanismo visite el Chalé de Caparroso después de las obras ilegales realizadas

Recurren a su capacidad para convocar tres comisiones extraordinarias tras la negativa del cuatripartito de autorizar la visita

El Grupo Municipal de UPN en el Ayuntamiento de Pamplona ha decidido esta mañana hacer uso de la capacidad de convocar una Comisión Extraordinaria sobre un tema concreto que los artículos 47, 48 y 106.2 del Reglamento Orgánico del Pleno otorgan a los concejales para forzar que la Comisión de Urbanismo visite el Chalé de Caparroso después de las obras ilegales realizadas por la asociación Astindu Gazte Elkartea. De esta forma suscribirá una solicitud conjunta que obligará a que la Comisión se celebre en los próximos 15 días.

La oposición ha tenido que recurrir a esta medida después de que el cuatripartito haya rechazado hoy realizar una visita al edificio que fue cedido a esa asociación para utilizarlo como gaztetxe. UPN ha considerado “lamentable que haya que acudir a medidas extraordinarias como ésta para hacer prevalecer los derechos de los concejales, una vez más ninguneados por Bildu, Geroa Bai, Aranzadi/Podemos e IE”.

“Llevamos meses solicitando una visita al edificio y hoy han llegado incluso a votar en contra de que se realice en una demostración mayúscula de opacidad y oscurantismo”, han afirmado. “¿Qué quieren ocultar? ¿Por qué llegan incluso a negar el derecho de un concejal a acceder a una propiedad municipal?”, se han preguntado.

Los regionalistas han recordado “la nefasta gestión del cuatripartito en torno a este edificio, cedido a una entidad cuyo único mérito era ser afín a Bildu y haber ocupado ilegalmente un edificio en la Calle Compañía”.

UPN viene denunciando desde hace un año y en numerosas ocasiones que “el Chalé era un regalo de Asirón a sus amigos para crear un lugar de exclusión cedido donde organizar actos y colgar pancartas en favor de los presos de ETA”.

Una vez conocidas las obras ilegales, los regionalistas exigieron la revocación de la cesión, “una reivindicación que no cesamos hasta obligar a Bildu a hacerlo dado el incumplimiento flagrante del convenio firmado entre este colectivo y el Ayuntamiento”.

“Tardaron meses en ceder y en cumplir la ley, nos han negado información durante meses y ahora han llegado incluso al punto de rechazar una visita. Es una vergüenza cómo constantemente tratan de impedir la labor de la oposición municipal”, han afirmado.

UPN ha lamentado, especialmente, “el papel de colaborador necesario que Geroa Bai está protagonizando en el Ayuntamiento siendo cómplice de todas las medidas que están tomando Asirón y su equipo”.

“Para mantener la tranquilidad de Barkos en el Gobierno, Geroa Bai ha dado carta blanca a Bildu en el Ayuntamiento y se ha convertido incluso en su mejor abogado defensor de los concejales de Asirón”, han concluido.