Descargas

UPN denuncia que Bildu sigue negándose a dar ninguna información sobre el gaztetxe

Los regionalistas subrayan la gravedad de que “Asirón y Abaurrea rechacen informar de un traslado que se prevé en tres días”

El Grupo Municipal de UPN en el Ayuntamiento de Pamplona ha denunciado esta mañana que “Bildu sigue negándose a ofrecer ninguna información sobre el gaztetxe en que quieren convertir el chalé de Caparroso al resto de concejales”. Los regionalistas han advertido de la “tremenda gravedad” de que “tanto Asirón como su concejal de Urbanismo, José Abaurrea, hayan rechazado directamente informar en la Comisión de Urbanismo celebrada hoy del traslado de los okupas de la calle Compañía al edificio municipal que les va a regalar Bildu que se prevé para este mismo sábado”.

“Son el paradigma de la opacidad y el sectarismo: si no estás conmigo no te doy información, por mucho derecho que tengas como concejal de acceder a ella”, se han quejado.

“Esa es la antidemocrática manera de funcionar de los concejales de Bildu y de Asirón, que ha llegado incluso a impedir a los concejales regionalistas continuar con sus intervenciones en la Comisión de hoy”, han explicado.

Según los navarristas, “Asirón y Abaurrea están nerviosos, les molesta la labor de control que realiza la oposición y sacan a la luz y lejos de las cámaras su cara más sectaria, la de batasuna de siempre”.

“Han reconocido que no nos facilitan nada de información, como es su obligación, por la presión con la que estamos controlando el asunto. Es decir, única y exclusivamente porque no soportan ser vigilados, porque les gustaría una oposición dócil, que no trabajara por garantizar la igualdad entre todos los pamploneses”, han relatado.

Pese a todo, han afirmado que van a continuar su labor de control “en un tema cada vez más turbio y en el que la falta de información no hace sino confirmar las sospechas de que Bildu está regalando un chalet a una entidad afín sin ningún otro mérito que el de ocupar un edificio del Gobierno de Navarra y llenarlo de banderas por los presos”.

Según UPN, “lo objetivamente cierto es el relato de los hechos: Un colectivo afín a Bildu ocupa un edificio del Gobierno de Navarra y se dedica a organizar actos en favor de los presos de ETA; el Ayuntamiento (Bildu, Geroa Bai, IE y Aranzadi/Podemos) anuncia que les va a regalar un edificio; UPN traslada por escrito 23 preguntas al cuatripartito, que de momento sólo ha contestado a dos; Bildu dice que está trabajando para dar ‘ropaje jurídico a la cesión’ (sic), mientras se niega a responder a ninguna cuestión al respecto; los okupas solicitan por escrito el chalé tres meses después de que Bildu anuncie su cesión; mientras, siguen con sus actividades y anuncian que el 18 de junio se trasladarán al chalé que Asirón les ha prometido; el concejal de Participación, Alberto Labarga (Aranzadi/Podemos) lo niega; semanas más tarde, el mismo concejal lo confirma en la prensa; UPN sigue preguntando y Labarga dice que no existe expediente ni documento alguno; un día más tarde se filtra a un medio de comunicación que el traslado será el sábado y que se gastarán 100.000€ públicos en obras para los okupas; al día siguiente se niega en otro medio esta información, mientras impide a los concejales acceder a la información real de lo que se está cociendo”.