Descargas

Bildu gobierna para una minoría

El equipo de gobierno del Ayuntamiento de Pamplona ha decidido no desalojar a los jóvenes que ocupan ilegalmente el edificio del Gobierno de Navarra de la calle Compañía, con argumentos tan peregrinos como la agrupación de personas, así como la presentación por parte de este colectivo de proyectos de futuro aún no aprobados. Además de estos motivos alegan que los ocupas no se reducen al ámbito de Bildu únicamente, aunque no pueden afirmarlo.

El cuatripartito municipal no contempla una posible fecha de abandono del edificio por parte de los jóvenes. Es más, justifica su presencia aduciendo que el colectivo se ha constituido como una asociación, por lo que, incluso, contemplan la firma de un convenio de cesión a precario.

Resulta chocante comprobar la laxitud del gobierno municipal frente al caso de los okupas del edificio de la Calle Compañía y otros inmuebles públicos y, sin embargo, se muestra bastante menos flexible con respecto al tema del uso de bajeras también por parte de jóvenes. Mientras que a unos se les da todo tipo de facilidades, a los otros se les exige un rosario de condiciones, hasta el punto de proponer una ordenanza municipal al respecto.

Una vez más, el cuatripartito utiliza distinta vara de medir en el cumplimiento de la normativa municipal según las personas o los colectivos implicados. Podrán negar hasta tres veces, como San Pedro, el trato de favor a los ocupas, pero eso no cambia la realidad y es un hecho constatable.