Descargas

La atención a los barrios, el fomento de la actividad y las escuelas taller, “objetivos prioritarios” de UPN en 2016

Los regionalistas consideran que “en estos seis meses Asirón ha gobernado única y exclusivamente para los suyos y ha abandonado la gestión municipal”
El Grupo Municipal de UPN en el Ayuntamiento de Pamplona ha hecho hoy balance de los primeros seis meses de Asirón en la Alcaldía de Pamplona y en boca de su portavoz, Enrique Maya, no ha dudado en afirmar que el de Bildu “merece un suspenso rotundo por haber llevado al Ayuntamiento a la inacción, el desmadre y el sectarismo y porque en vez de dedicarse a la gestión municipal, se ha dedicado a gobernar exclusivamente para sus votantes, abandonado las necesidades y voluntades del 85% de los pamploneses”.
Además, el portavoz regionalista en Pamplona, que ha comparecido en rueda de prensa junto a las concejalas Ana Elizalde y María Caballero, ha afirmado que los objetivos de UPN para este año 2016 en la capital navarra son “garantizar la atención a los barrios con más necesidades, la promoción de medidas que fomenten la actividad y la defensa de las políticas sociales municipales entre las que ha destacado las escuelas taller de Aranzadi y de empleo en atención a personas dependientes”.
Maya ha recordado que la legislatura comenzó con los miembros de su Grupo Municipal teniendo que salir entre insultos y amenazas del Ayuntamiento. “Asirón podía haber rechazado esos hechos, pero se desentendió de la seguridad de los concejales y sus familiares y poco después salió a jalear a quienes minutos antes habían acosado a los miembros de UPN”, ha explicado.
“Con ese comienzo, tuvimos claro desde el minuto uno lo que le esperaba a Pamplona, un alcalde radical, de Bildu, al que le importan más los gestos a sus votantes que la gestión del día a día y que excluye a la mayoría de los ciudadanos”, ha afirmado.
“Desde entonces, hemos visto cómo se negaba a condenar los atentados de ETA, como prohibía una exposición de víctimas y cómo un juez le obligaba a rectificar; hemos denunciado que se ha reunido con los boicoteadores del Riau Riau, cómo ha atacado tradiciones pamplonesas como al intentar de forma pueril celebrar de forma laica el día de San Saturnino; ha ofendido a muchos ciudadanos al acoger y defender la exposición de Abel Azcona; ha colgado la ikurriña del balcón del Ayuntamiento; ha amparado la instalación de un gaztetxe e incluso ha justificado la violencia etarra al hablar de un escenario de ‘violencias cruzadas’”, ha enumerado.
Sin embargo, el regionalista ha explicado que “en cuanto a gestión pura y dura el cuatripartito no ha aportado todavía ninguna medida novedosa y tangible, pese al desastre en el que supuestamente vivíamos y que criticaban cuando estaban en la oposición” y ha asegurado que el Ayuntamiento “funciona por la buena labor de su personal y por la inercia de los años de gestión de UPN”.
“Veremos qué pasa cuando se acaben los proyectos que dejamos preparados”, ha aventurado.
En este sentido, ha recordado que Asirón no ha dudado en fotografiarse junto a las obras del entorno del Portal de Francia, de la Pásarela de San Jorge, de la Avenida Zaragoza o contra las inundaciones en la zona de los corralillos… “Todos son proyectos de UPN que ha intentado hacer suyos, porque el cuatripartito no tiene más plan que el de no tirarse los trastos a la cabeza unos a otros”, ha desvelado.

Colgar la ikurriña, el “éxito” de su gestión

“El colmo llegó al intentar vender una cara social de su gestión inventándose un acto de entrega de subvenciones a ONG… ¡unas ayudas que habían sido convocadas por UPN!”, ha criticado.
“Los grandes éxitos de su gestión después de seis meses son colgar la ikurriña, conseguir que vuelva a haber un gaztetxe en el Casco Antiguo y paralizar proyectos como el del ascensor de Mendillorri o la renovación de Echavacoiz, ligada al tren de alta velocidad”, ha lamentado.
“Hablando del tren”, Maya ha explicado que “una administración como el Ayuntamiento de Pamplona es como un tren, que cuesta mucho frenar y que sigue avanzando por inercia durante decenas de metros, pero al que una vez detenido le cuesta mucho arrancar”.
También ha afirmado que empieza a preocuparles “el evidente empeoramiento de la limpieza de nuestra ciudad”.
“Lo hemos denunciado en varias ocasiones en Comisión de Urbanismo y siempre han encontrado excusas, pero es objetivo que hace falta una mayor dedicación en este aspecto que es, además, un síntoma del abandono de la gestión municipal”, ha subrayado.
Lo mismo ocurre con el “escandaloso” mantenimiento de las zonas verdes, “como por ejemplo las de Lezkairu, que presentan un aspecto lamentable”.
“Pamplona está cada día más sucia y es por dejadez en un aspecto que debería ser prioridad de cualquier responsable municipal y que sirve, además, como ejemplo del mal funcionamiento de una administración”, ha sentenciado.
En este sentido, ha lamentado también que “la iluminación navideña haya pasado más de 5 días apagada en muchas calles del Ensanche, otro síntoma de la mala coordinación con la que afrontan los problemas del día a día”.

“Nuestro trabajo es evitar que Pamplona se pare y por eso vamos a seguir siendo firmes, pero también propositivos para paliar el déficit de gestión que objetivamente presenta el cuatripartito”, ha asegurado. En este sentido ha afirmado que su grupo ha protagonizado en estos meses “una oposición constructiva y rigurosa que no se ha arrugado en ningún momento”.
“Somos conscientes de la responsabilidad que supone ser el grupo municipal mayoritario y no vamos a fallar a los pamploneses ni a dejar de trabajar por nuestra ciudad”, ha sostenido.
“Que nadie espere que nos achantemos o agachemos la cabeza, porque vamos a denunciando la sectaria labor del cuatripartito, pero no por eso renunciamos a presentar iniciativas y a trabajar en positivo porque esa es nuestra vocación”, ha subrayado.

Oposición “rigurosa y positiva”

Así, Maya ha destacado por ejemplo que “no es nada fácil preparar 32 enmiendas sensatas y concretas con proyectos por 4 millones de euros como las que ha presentado UPN” y ha recordado que “ante la nula voluntad de modificar el reparto entre nacionalistas y populistas, el cuatripartito no encontró más justificación para rechazarlas que el decir que la mayoría ya estaban incluidas en sus planes”.
“Tuvieron que reaccionar frente a las iniciativas que presentamos, porque desde luego cuando explicaron los presupuestos no estaban previstas”, ha afirmado.
El portavoz regionalista ha avanzado que dichos proyectos van a guiar el trabajo de UPN para el año 2016, poniendo especial énfasis en las medidas de recuperación que necesitan Milagrosa y Echavacoiz, además de proyectos en otros barrios como Mendillorri, Santa María la Real o Chantrea. Además, ha recalcado su “apuesta firme por el comercio de nuestra ciudad como elemento generador de empleo, pero también como eje vertebrador de la ciudad, abandonado por Bildu en estos meses después de haber eliminado el Área de Comercio de la estructura municipal”.
Además, ha afirmado que seguirán promoviendo campañas contra la violencia de género y por la igualdad, especialmente entre los más jóvenes que “presentan porcentajes intolerables de aceptación de conductas machistas”. Maya ha destacado también sus propuestas de movilidad sostenible especialmente en Mendillorri, San Juan y en la Avenida Pio XII, donde UPN ha planteado un carril bici.
“Es una lástima que frente a proyectos concretos y a más inversión el cuatripartito anteponga más gasto para menos actividad”, ha explicado. Además, ha asegurado que las medidas sociales seguirán siendo una prioridad en su labor de oposición propositiva y en este sentido ha afirmado que “no vamos a permitir que el trabajo de las escuelas taller se ponga en duda”, poniendo en valor la iniciativa de UPN en su defensa que logró la unanimidad de los grupos municipales hace apenas una semana.
Por otra parte Enrique Maya, ha recordado que la promoción de la convivencia sigue siendo una prioridad para su Grupo Municipal y ha lamentado que “el proyecto de ordenanza de bajeras presentado por UPN para el entendimiento entre jóvenes y vecinos continúe paralizado por el cuatripartito”