Descargas

La economía navarra crece en el último trimestre de 2013

(UPN/31.1.14) La economía navarra creció un 0,3% en el último trimestre de 2013, tres décimas más que en el periodo precedente, lo que confirma la salida técnica de la recesión. Éste es el primer trimestre desde finales de 2011 que registra cifras positivas, lo que supone una buena noticia para nuestra Comunidad.

Así se recoge en el avance de la contabilidad trimestral de Navarra publicado este jueves. La vicepresidenta primera del Gobierno foral, Lourdes Goicoechea, valoró ayer que se ha alcanzado el ritmo de recuperación de la economía española, que en este periodo ha registrado igualmente un 0,3% de crecimiento del PIB nacional. En cuanto a la evolución interanual, Navarra se sitúa en el -0,6%, cinco décimas menos que el índice de España.

Según ha explicado Lourdes Goicoechea, este crecimiento intertrimestral del 0,3%, junto con la mejoría en las tasas de crecimiento interanuales, suponen «un cambio cualitativo trascendente».

«Se trata de la primera tasa positiva que observamos desde el tercer trimestre de 2011», ha valorado la consejera, para destacar que «viene a corroborar la salida técnica de la recesión». Ha destacado que se «avanza al ritmo de recuperación de la economía española tras tres trimestres que llevábamos con tasas inferiores a las del conjunto nacional».

Motor de la economía

En la economía navarra «hay una cuestión de percepción y confianza y en la medida en que nos sintamos más confiados, se consume algo más, las empresas empiezan a producir algo más, hay más trabajo…; todo es un motor tractor de la economía», ha manifestado la consejera.

Según ha dicho, sería bueno el dato de la recuperación del empleo, «pero todavía con estos índices de crecimiento será más costoso que el empleo se recupere». «Pero augurando la salida de la segunda recesión, con una mayor confianza, los datos de 2014 nos irán vislumbrando un horizonte más prometedor», ha dicho, para insistir que «donde más se tardará en ver los efectos será en el empleo».

Las cifras macroeconómicas indican un mejor comportamiento de Navarra durante la crisis, pese a que se ha visto más afectada que otras regiones españolas durante la segunda fase de la recesión, debido al peso que tienen la industria y las exportaciones en su economía. Por eso, Navarra tendrá una recuperación más acelerada y un crecimiento más competitivo que el resto gracias a esa mejor posición de partida, cimentada en la composición tecnológica de sus exportaciones y su liderazgo nacional en I+D.

Con respecto al empleo, las tasas evolucionan de manera positiva. Navarra fue  la comunidad española con mayor incremento en el número de nuevos contratos en el cuarto trimestre de 2013, respecto al mismo período de 2012, con un 23,27%. Con ello, la tasa se sitúa en el 16,8%.