Descargas

Yolanda Barcina dice que la oposición «se aferra a un mundo que ya no existe» y propondrá medidas para «adelgazar» la Cámara

(Agencias/17.1.14) La presidenta de UPN y del Gobierno de Navarra, Yolanda Barcina, ha criticado que la oposición «sigue aferrada a un mundo que ya no existe» y ha avanzado que su partido «seguirá proponiendo medidas concretas para que el adelgazamiento de las estructuras gubernativas o municipales que ya hemos acometido se extiendan también a otras instituciones como el Parlamento de Navarra».

Barcina, en su discurso en el primer Consejo Político de UPN de este año 2014, que ha celebrado en Castejón, se ha referido a la «difícil y dolorosa» tarea que, según ha dicho, está haciendo frente su Gobierno para «reformar y racionalizar nuestra administración como probablemente no se haya hecho nunca en la Comunidad».

Ha destacado que ya se ha reducido «considerablemente» el número de empresas públicas y gerentes y ha adelantado que «en breve» el Ejecutivo «va a reducir aún más la estructura administrativa abordando un nuevo proceso de reestructuración».

«Seguimos adelante, racionalizando la administración pública y optimizando sus recursos materiales y humanos a pesar de las trabas que nos pone una oposición parlamentaria que sigue aferrada a un mundo que ya no existe», ha declarado.

Además, ha avanzado que UPN seguirá proponiendo medidas concretas para que «el adelgazamiento de las estructuras gubernativas o municipales que ya hemos acometido se extiendan también a otras instituciones como el Parlamento de Navarra, para que siga desarrollando su papel fundamental en democracia adaptándose al peso real de la población».

«Navarra debe contar con uno de los parlamentos autonómicos más eficaces de España, no uno de los más caros. Quienes pretendan mantener el actual estado de cosas tendrán que explicarlo», ha argumentado Barcina.

35 ANIVERSARIO DE UPN

Por otro lado, en su intervención ante el Consejo Político de UPN, Barcina ha recordado que este año la formación regionalista celebra su trigésimo quinto aniversario y ha destacado que la «firmeza y el compromiso» del partido con «una Navarra foral que forma parte de España es hoy la misma que hace siete lustros».

«La historia de UPN es la historia de 35 años de defensa y compromiso continuo con Navarra adaptándose a los cambios y  manteniendo firmemente los principios y valores con los que comenzó su andadura», ha destacado la jefa del Ejecutivo foral.

En este sentido, ha asegurado que UPN, 35 años después de su constitución, «seguirá avanzando con la fortaleza que nos da saber  muy bien de dónde venimos, a donde vamos y que hay líneas rojas que jamás traspasaremos».

Según ha expuesto, «esa fortaleza y coherencia de UPN será más valiosa todavía en momentos de incertidumbre y desprestigio institucional como los que atraviesa España y en un año que, tras el verano, tendrá ya inevitablemente un marcado carácter preelectoral».

«Con el permiso de una economía que, según todos los indicios, comienza a recuperarse, 2014 va a ser un año agitado en lo político y en el que caerán las caretas de algunos que hacen de la hipocresía un arte», ha augurado la presidenta regionalista.

MAPA LOCAL

Por otra parte, la presidenta navarra se ha referido a la reforma local impulsada por el Gobierno central y ha destacado que «gracias a UPN» la ley estatal «reconoce un régimen jurídico competencial de la Comunidad foral netamente diferenciado del aplicable al País Vasco, evitando cualquier confusión técnica, pero también política».

También ha aludido Barcina al «importante» acuerdo que, en su opinión, ha llegado el Gobierno foral y el Estado en materia de liquidación de impuestos, otro asunto que «nos ocupó y preocupó a lo largo de 2013». A su juicio, se trata de «un buen acuerdo para Navarra, resultado de una compleja e intensa negociación bilateral desarrollada en los últimos cinco meses».

Ahora, ha remarcado Barcina, el Gobierno foral tiene «otros dos importantes retos a la vista». El primero, ha expuesto, llevar una reforma fiscal integral al Parlamento foral que «simplifique el sistema actual y cumpla con la premisa básica de que los ciudadanos navarros no estén peor tratados fiscalmente que los del resto de España».

El segundo de los retos a los que ha aludido Barcina es el de «conseguir una renovación del Convenio Económico en 2015 que certifique para el próximo quinquenio ese equilibrio en el sistema y que recoja todas las novedades surgidas en materia de fiscalidad tanto en el régimen común como en Navarra».

Finalmente, Barcina se ha referido en su discurso al último informe PISA y ha destacado que los resultados obtenidos en Navarra son «muy buenos». «Hemos conseguido que Navarra sea la comunidad con más alta calidad global y esto lo hemos hecho en unos momentos de dificultades económicas», ha sentenciado.