Descargas

La Universidad, a debate

Con la apertura del curso académico, en las dos universidades navarras comienza un nuevo periplo estudiantil y un nuevo curso con multitud de innovaciones académicas y administrativas.

La implantación del Espacio Europeo de Educación Superior este año abre un nuevo estado de cuestiones relativas a la adecuación de este nuevo sistema en la universidad y la aplicación del mismo, con un modelo que prioriza la práctica y el trabajo y le da un sentido mayor a la internacionalización de nuestros estudiantes.

Cuestiones importantes que afrontan las universidades españolas y que nos deben llevar a debates profundos acerca de cuál es la universidad que queremos en el futuro y, sobre todo, cuál es la preparación que deseamos para nuestros jóvenes.

Con el actual estado de crisis económica que existe en nuestro país y con el actual sistema de financiación por parte de la Comunidades Autónomas con respecto a las universidades, son estos gobiernos los que deben plantearse el modelo de financiación que quieren para sus centros. Un modelo que debe estar  ajustado a la realidad misma de cada territorio y a las necesidades prácticas de egresados necesarios en cada una de las facultades o Grados.

En definitiva, una racionalización de los recursos existentes y futuros para construir una universidad eficaz y eficiente, abierta a la sociedad, dinámica, con movimiento dentro y fuera de la Comunidad Autónoma donde se encuentre, que sea una institución con gran calado en la sociedad, una universidad que participe y haga partícipes a los ciudadanos de sus retos.

Uno de esos cambios, que hace que las universidades estén cambiando e integrándose en proyectos y cuestiones que van más allá de la propia estructura universitaria es el programa “ Iberus”, un proyecto en el que participa la Universidad Pública de Navarra junto a las universidades de Zaragoza, Lérida y La Rioja, formando una alianza especializada en tres áreas: Materiales y Tecnología para la calidad de vida, Agroalimentaria y Nutrición; y Memoria, Patrimonio e Identidades.

Un programa que será presentado en breve ante el Ministerio de Educación y Ciencia y que opta a una subvención de 630.000 euros.

Hoy mismo viene el Rector de la UPNA junto a su equipo a presentarlo al Parlamento de Navarra, donde seremos partícipes de este proyecto que puede ser importante para nuestra universidad.