Descargas

“Y… un poquito de por favor”

El pacto López-Basagoiti dio el pistoletazo de salida a una aventura desconocida y original en el País Vasco que unió políticamente a los dos principales partidos del país, en un viaje complicado y abierto, que todos saludamos. No sin cierta sorna, todo hay que decirlo.

Lo que hasta entonces para Navarra había sido considerado un anatema (el pacto entre regionalistas y socialistas), pasaba a ser en la comunidad vecina, por mor de la aritmética electoral puntual, un acuerdo trascendente para la historia de España.

No he encontrado a nadie, desde entonces,  que sepa justificarme la bondad del pacto vasco y la maldad del navarro. Es más, a todos los que les pregunto por uno y otro, sabiendo que ambos sirven para un mismo fin (que no gobiernen los que compadrean con la mafia) tienen que darme la razón y aceptar que, “el pacto a la Navarra” (precedente del otro, por cierto), y reeditado en el País Vasco, probablemente sean de las pocas cosas que se salven de esta legislatura.

Ahora nos anuncian los medios de comunicación que  el PP vasco inicia contactos con el partido de Arzallus, sí sí el proabortista PNV, para llegar a acuerdos puntuales, por ejemplo en San Sebastián, aunque por el momento los populares renuncian a alcanzar acuerdos más amplios. ¿Quién sabe lo que nos deparará el futuro?

O sea que el PP puede pactar con quien le venga en gana, sean constitucionalistas o nacionalistas vascos o catalanes, y ¿los demás no?

… Y conste que sólo pedimos un mínimo de coherencia, algo de justicia y… un poquito de por favor.

Nota: Merece la pena leer el siguiente artículo sobre el voto irrelevante del PP al decretazo de Zapatero

http://www.libertaddigital.com/opinion/alberto-recarte/el-pp-de-rajoy-se-instala-en-el-populismo-55052/