Descargas

«Vamos a trabajar para que Gamesa recoloque a 90 de los despedidos de Alsasua», afirma Miguel Sanz

(Agencias/10.5.10) El presidente del Gobierno de Navarra, Miguel Sanz, afirmó hoy que trabajará «al lado» de Gamesa para tratar de que 90 de los 150 trabajadores de la planta de Alsasua que perderán su empleo sean trasladados a otras plantas de la compañía, principalmente a la de Aoiz, para permanecer dentro de Navarra.

Para los 60 trabajadores restantes que se quedarán sin empleo después de que el Ministerio de Trabajo haya autorizado el ERE de Gamesa, Sanz explicó que buscará que «se puedan quedar en Alsasua a través de alguna iniciativa que permita la reindustrialización en las actuales instalaciones» de Alsasua.

Miguel Sanz explicó, en rueda de prensa a preguntas de los periodistas, que el Gobierno mantiene una «buena relación» con Gamesa y que trabajará para buscar una salida a los 150 trabajadores de Alsasua. «Vamos a estar al lado de la empresa, con la que tenemos una vinculación respetuosa muy positiva, porque Gamesa es una de las grandes empresas de Navarra en materia de empleo y de generación de recursos tributarios», dijo.

No obstante, el presidente precisó que no está en sus «manos» poder implicarse en la búsqueda de una solución para los 150 trabajadores. «Si se nos deja trabajar con lealtad, eso es lo que haremos, procuraremos que Gamesa, como ha hecho siempre, siga comprometida con nuestra tierra, y esté siempre, como ha estado siempre, dispuesta a solventar este problema generado en Alsasua», dijo.

Sanz señaló que, tras la autorización del ERE, «el Gobierno de Navarra ahora tiene una responsabilidad política, que es la de trabajar con la empresa para que este expediente tenga los efectos menos perniciosos posibles para los trabajadores de la planta y para la localidad de Alsasua».

En relación con las críticas en el sentido de que el Gobierno de Navarra, que pidió rechazar el ERE, haya sido desautorizado por el Ministerio, Sanz señaló que «nadie puede desautorizar a quien no está autorizado, y el Gobierno de Navarra no estaba autorizado para resolver el expediente de Gamesa, quien estaba autorizado es el Ministerio». «El Gobierno de Navarra cumplió con su obligación de emitir su informe preceptivo, pero no vinculante, y eso es lo que hizo», dijo.