Descargas

Plan de saneamiento financiero para Cintruénigo

En el último Pleno del Ayuntamiento de Cintruénigo, gracias al voto contrario de U.P.N. se impidió la subida de impuestos municipales para el 2010 que el Partido Socialista pretendía, escudándose en que el Gobierno de Navarra exigía el incremento de la contribución en un 4% y el resto de tasas y precios públicos en un 7%.

Nada de eso. El Gobierno de Navarra lo único que exige a este Ayuntamiento, y sólo a los efectos de conseguir autorización para la concertación de otro préstamo, es que tenga ahorro neto positivo. Para que se entienda, que el Ayuntamiento de Cintruénigo con sus ingresos corrientes pueda hacer frente a los gastos fijos y, además, pague sus créditos. Se trata de  presentar un Plan de Viabilidad Económica, aprobado por el Pleno,  a cuatro años, donde se demuestre que se pueden asumir esos gastos.

El Partido Socialista contemplaba en su Plan una subida del 4% y 7% y, efectivamente, conseguía un ahorro neto positivo de 104.930,89 euros para el año que viene. Ese Plan no es que técnicamente estuviese mal redactado. Nadie ha dicho eso; sencillamente se sustentaba en una subida de impuestos lineales, mientras que U.P.N. defendía un Plan basado en la congelación de impuestos para 2010 y, consiguientemente, en una reducción de  gastos.

El Sr. Alcalde retó a U.P.N. a presentar ese Plan de Viabilidad y a hacer público qué gastos se pensaba reducir. Haciendo alarde de su trasnochada demagogia hablaba de cerrar la Escuela Infantil, de reducir la Policía Local, de apagar todas las farolas, etc.

El miércoles día 11, U.P.N. presentó el Plan donde correspondía; ante la propia Comisión de Hacienda, a pesar de las continuas trabas que el Sr. Alcalde  pone a U.P.N.  para poder acudir a las comisiones.

Se demostró que el Plan de Viabilidad de U.P.N. no era un farol. Que era una realidad y además posible. El único gasto que se reduce es el correspondiente a la partida de intereses de la deuda. No es necesario pues cerrar la guardería ni dejar el pueblo a oscuras.

Simplemente con un ajuste de esa partida a los actuales tipos de interés se consigue un ahorro neto positivo mayor que el que el Partido Socialista pretendía subiendo los impuestos a todos los cirboneros. Así de sencillo y así de simple. Bastaba un pequeño análisis de las partidas de gasto (cosa que no ha hecho el Partido Socialista) y no recurrir a la solución fácil de subir la contribución; que dicho sea de paso sólo suponía 38.000 euros más; 100.000 euros menos que el ajuste de intereses que plantea U.P.N.

Ahora no queda más que el Sr. Alcalde, la Concejala de hacienda, o quien sea,  remita este nuevo borrador de Plan al Gobierno de Navarra y lo presente ante el Pleno para su aprobación. Ha pasado un mes, ¡y ya tarda!