Descargas

El Gobierno aprueba un proyecto de Ley para mitigar los efectos de la crisis en el sector vivienda

Las medidas concretas persiguen simplificar los trámites administrativos para agilizar la puesta, a disposición de agentes económicos, de suelo para vivienda protegida; favorecer la rehabilitación de viviendas; facilitar el pago de la renta a quienes pasan por dificultades económicas; y avanzar en la eficiencia energética y la domótica.

Igualmente, se adoptan medidas temporales para reactivar el sector, como la posibilidad de calificar viviendas libres como protegidas; incrementos de la edificabilidad en zonas urbanizadas siempre y cuando se destinen en un alto porcentaje a vivienda protegida; y la regulación de la vivienda libre de precio limitado.
Además, la norma fija los criterios que han de regir la actuación de Viviendas de Navarra S.A. (VINSA) en el próximo trienio. La sociedad pública orientará preferentemente su actividad hacia el área de la rehabilitación y las reformas y la promoción de vivienda protegida en régimen de alquiler.

Así, no promoverá vivienda protegida en régimen de compraventa por encima de lo que resulte necesario para garantizar el resto de sus objetivos, especialmente el fomento del Sistema Público de Alquiler, y en ningún caso superará el 15% de las viviendas protegidas promovidas.

Como se recordará, el Gobierno de Navarra ha puesto en marcha diferentes instrumentos para responder de manera inmediata a la crisis económica, como el Plan Navarra 2012, que destinará más de 4.500 millones a dotaciones e infraestructuras públicas, o la Ley Foral de medidas para la reactivación de la economía de Navarra 2009-2011.

El proyecto de Ley Foral de Medidas Urgentes en materia de Urbanismo y Vivienda completa estas acciones. La norma remitida al Parlamento se estructura en cuatros títulos. El primero regula medidas en materia de urbanismo; el segundo, en vivienda; el tercero recoge medidas de carácter fiscal; y el cuatro, avanza las líneas de trabajo de VINSA.