Descargas

Los alcaldes de UPN valoran el compromiso del Gobierno de Navarra con el desarrollo municipal

El presidente del Gobierno de Navarra y de UPN, Miguel Sanz, y el secretario general de la formación regionalista, Alberto Catalán, han participado en un encuentro en Milagro con 40 alcaldes para conocer de primera mano su opinión acerca de cuestiones que afectan a los ayuntamientos.

Los alcaldes regionalistas valoraron el compromiso del Gobierno de Navarra con el desarrollo municipal y comarcal a través de la promoción de polígonos industriales, la mejora de travesías y carreteras locales, la financiación de dotaciones culturales, deportivas, educativas y sanitarias, la cobertura de servicios básicos y esenciales, y la extensión de la banda ancha para el acceso de todos los ciudadanos a las nuevas tecnologías.

Sin embargo, advirtieron de la necesidad de «no caer en la autocomplacencia y de no bajar la guardia para que la mejora del bienestar de los navarros siga siendo el eje prioritario de la actuación de las administraciones públicas forales».

A este respecto, el presidente Sanz comentó que el objetivo de su gobierno es hacer una Navarra cada vez más cohesionada y equilibrada territorialmente. «No descansaremos hasta conseguir que todos los navarros tengan los mismos servicios y oportunidades, residan donde residan dentro de la Comunidad Foral«, señaló. «Es un reto que nos hemos fijado y en el que se van dando pasos adelante», agregó.

Asimismo, los máximos representantes municipales de UPN acordaron reivindicar la autonomía municipal que consagra la Constitución Española y el Amejoramiento del Fuero «frente al intervencionismo nacionalista que se pone de manifiesto en algunas reformas estatutarias como la de Cataluña, que dan un trato inconstitucional a los ayuntamientos».

«La Constitución define a los ayuntamientos como parte del Estado, pero en el proyecto de Estatuto de Cataluña se establece que los ayuntamientos son instituciones dependientes de la Generalitat», señalan en el acuerdo.

Por ello, reclamaron a Sanz que defienda «con uñas y dientes» el actual marco jurídico-político definido por la Constitución y el Amejoramiento «como garantes de la libertad de ayuntamientos frente al espíritu intervencionista de quienes pretenden alterar el pacto constitucional». «El régimen foral de Navarra siempre se ha caracterizado por la libertad de gobierno de las entidades locales«, sentenciaron.