Descargas

Salud y educación, áreas prioritarias en los Presupuestos Generales de Navarra

(UPN/24.10.14) El Gobierno foral ha aprobado esta semana el anteproyecto de ley foral de PGN para 2015, que prevé un gasto no financiero de 3.417,65 millones de euros, 1,04% más que el presupuesto para 2014. Se ha realizado sobre dos ejes principales: el mantenimiento y mejora de la calidad de los servicios públicos y el objetivo de fomento de la actividad pública.

Por su parte, el gasto financiero supondrá para el próximo ejercicio un montante añadido de 379,40 millones (1,46% más).

Goicoechea ha señalado que “tenemos presente esa recuperación económica que vemos aunque sea de forma tímida pero progresiva”. “Las estimaciones apuntan a un crecimiento aunque las últimas noticias hablan de una posible desaceleración de algunos países, lo que tenemos en cuenta a la hora de establecer el Presupuesto”, ha manifestado y ha añadido que las previsiones de crecimiento el próximo año del PIB es del 2 por ciento, con una previsión en el incremento de la recaudación del 4 por ciento.

“De cada euro que gastemos de dinero público el año que viene la previsión es que más de la mitad se invertirán en garantizar los servicios públicos sociales”, ha afirmado Goicoechea, quien ha precisado que las áreas de salud, educación y política social supondrán el 51,5 por ciento.

Más de la mitad, a Sanidad y a Educación

Las asignaciones a los departamentos de Salud, Educación y Política Social acaparan la mayor parte del gasto no financiero en el anteproyecto. En concreto, se prevé destinar a estas áreas un 51,7% en 2015 frente a un 50,78% del presupuesto de 2014, es decir, el peso de las áreas de Salud, Educación y Política Social suma en este anteproyecto la máxima cuota en los presupuestos tramitados durante la legislatura.

En el ámbito sanitario, se va a dar continuidad al programa de detección precoz del cáncer colorrectal, que está dirigido a 166.000 navarros de 50 a 69 años. La inversión para los despliegues programados en nuevas zonas de salud para 2015 es superior al millón y medio de euros anuales. En el apartado de inversiones sanitarias, se va a acometer el equipamiento de las UCI de los dos centros del Complejo Hospitalario de Navarra, el nuevo edificio quirúrgico y de partos del Hospital de Tudela, y el Centro Psicogeriátrico San Francisco Javier, cuya obra se realizará en los años 2015 y 2016.

El año 2015 también se va a implantar en toda Navarra la estrategia de atención integral a pacientes crónicos y pluripatológicos, que supondrá un importante cambio en el modelo cultural y de gestión desarrollado hasta la fecha en el ámbito sanitario de la Comunidad foral y que abarca aspectos clínicos, organizativos, operativos, tecnológicos y por supuesto económicos.

También destaca la investigación en el SNS, mediante el impulso del Instituto de Investigación Sanitaria, las becas de ayuda a la investigación, y el mantenimiento de las líneas de ayudas y subvenciones a asociaciones de pacientes.

En el ámbito educativo, las principales líneas de actuación para 2015 se centran en el fortalecimiento de la atención a la diversidad en todas sus facetas y en educación especial; el impulso de los programas de aprendizaje de idiomas, principalmente centrados en el campo de la formación del profesorado; y el impulso de la formación profesional, con especial atención a las acciones orientadas a propiciar la empleabilidad del alumnado. Además, ha dicho, se consolida la política de becas.

Respecto a las actuaciones en Políticas Sociales, se apuesta por mantener las prestaciones destinadas a los colectivos más vulnerables, en concreto y principalmente las prestaciones garantizadas de la Renta de Inclusión Social (RIS) y las prestaciones para personas dependientes, que se mantendrán en sus cuantías; igualmente se congelan las tarifas de usuarios de centros de personas dependientes.

El anteproyecto también garantiza la financiación de los servicios sociales de base como atención primaria de las personas en exclusión social o riesgo de estarlo con una inversión social de 12,5 millones de euros y aumenta en cerca de un 1 por ciento el presupuesto destinado a la Cartera de Servicios Sociales, entre otras cosas.

Para generar economía

El gasto previsto para la generación de empleo y riqueza a través del impulso de la actividad económica, el segundo eje sobre el que el Gobierno de Navarra ha confeccionado este anteproyecto, suma un 40,5 por ciento del presupuesto.

Destacan, como apuestas novedosas, las medidas contempladas en el recientemente firmado Acuerdo para la Reactivación Económica y el Empleo, alcanzado con los principales agentes económicos y sociales de la Comunidad. Para ello, las medidas se articularán especialmente a través de convocatorias que apoyen la creación de nuevas empresas y el fortalecimiento de la competitividad de las pymes, con la internacionalización como un eje fundamental.

En cuanto al fomento de la inversión productiva, se abrirán nuevas convocatorias de ayuda a la inversión empresarial, con especial foco en el sector industrial. Se prevé actuar como palanca para facilitar inversiones productivas en proyectos concretos de la cadena de valor de la empresa, que sean capaces de generar empleo.
Las convocatorias se desdoblarán en tres grandes categorías relevantes para la economía navarra: agroalimentación, pymes industriales y atracción de inversión de grandes empresas extranjeras. Una parte de la financiación de estas convocatorias procederá de los fondos europeos Feader y Feder.

Asimismo, el anteproyecto de presupuesto contempla emprender medidas tanto para la promoción de áreas de actividad económica como para la promoción de la sociedad de la información. En el primer caso, con una convocatoria de apoyo a polígonos industriales, de modo que sean más atractivos como receptores de nuevas inversiones. Por lo que a la promoción de la sociedad de la información se refiere, lo más reseñable es el incremento de la cuantía para la convocatoria de ayudas de la Empresa Digital Navarra.

En materia de empleo, los presupuestos también se han orientado al cumplimiento de lo dispuesto en el Acuerdo para la Reactivación de la Actividad Económica y el Empleo.

En el área de infraestructuras destaca el incremento de la financiación del Transporte Urbano Comarcal de Pamplona, que se presupuesta por un importe de 10,7 millones de euros, y la nueva asignación de 48 millones de euros para dar continuidad a las obras del TAV y adecuando la inversión al ritmo previsto de obras.

En el ámbito de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local destaca el desarrollo del Canal de Navarra, el apoyo a la modernización de las explotaciones agrícolas y ganaderas y a la instalación de jóvenes en estas actividades, y la continuidad en nuevas inversiones en infraestructuras dirigidas a mejorar la calidad de vida en numerosas localidades navarras.