Descargas

Salanueva explica las incoherencias del PSN al votar en contra del convenio económico

La senadora regionalista Amelia Salanueva denunció hoy las “incoherencias, desaciertos y ataques a Navarra” por parte del senador del PSN, Carlos Chivite, al votar ayer en contra de una enmienda del PP a una disposición de la Ley de Dependencia que no contemplaba el convenio económico como vía de financiación con el Estado. Pese a la irresponsable actitud del PSN, la enmienda se aprobó con el apoyo de otros grupos.

Salanueva explicó que la enmienda introduce en la ley que la participación de la CAV y Navarra en las dotaciones presupuestarias que destine la Administración central para atender el coste derivado de la aplicación de la Ley de Dependencia se realizará mediante aplicación del sistema de convenio vigente.

Para la senadora, el hecho de no recoger el convenio era un “ataque al autogobierno” foral, y añadió que no se recogían en la ley las competencias exclusivas de Navarra en bienestar social. “Sin la enmienda, podíamos incluso quedarnos sin financiación o verla limitada porque se nos trataba como una comunidad de régimen común”, indicó.

Amelia Salanueva se preguntó dónde están los diputados y senadores del PSN en un tema “esencial” para Navarra, al igual que pasara esta semana con el rechazo de los socialistas de otra enmienda de UPN, en este caso a los Presupuestos Generales, para la financiación de la ‘Y’ Vasca a través del convenio económico. Carlos Chivite, de PSN, dijo ayer que apoyar esa enmienda “carecía de sentido”. Y la senadora dijo que trabajarán por que se apruebe ahora en el Senado o en pleno.

Salanueva lanzó una “crítica importante” a los representantes socialistas en las Cortes. “Ha sido una semana negra de los socialistas navarros”, dijo, para añadir que “mienten” cuando dicen que la Comunidad foral se beneficiará de 137 millones de euros de los Presupuestos Generales del Estado, “ya que 67 millones ya fueron aportados” a la Sociedad Canal de Navarra.

La senadora de UPN manifestó que los PGE aprobados son “nefastos” para la Comunidad foral. Y señaló que le preocupa el peso «nulo» del PSN en Madrid. “Los ciudadanos no merecen unos políticos que les engañen, ni voceros del pero gobierno democrático para Navarra”, dijo, para agregar que ello “debe tener su coste”.